11 ene. 2011

Crónicas de Fontanka 3

Aunque la intención es dar continuidad a la publicación de esta serie de crónicas, no siempre hay facilidades para conectarse a Internet en todas las ciudades. Conforme uno arriba a un lugar necesita averiguar como son las condiciones y la ubicación de los cybers. El caso es que la publicación de la segunda crónica no se ha realizado antes de escribir esta tercera y es posible que las suba el mismo día.
Las latitudes varían y pasa uno del frío a la calidez del Golfo de México. Pero los apuntes todavía tienen algo de los mares del norte.
En estos días en que muchos se dedican a los festejos es de esperarse que a retrasos en este tipo de apuntes no se les conceda mucha importancia, pues serán pocos los que dediquen tiempo a leer crónicas menores en la internet. .
Examinando el material recién recibido, sobre todo la colección de partidas comentadas que se incluyó en el Mega Data Base 2011 de la compañía Chess Base de Alemania, consistente en casi 90 000 partidas, prácticamente poco más de 3000 no habían sido publicadas antes y el resto se podían encontrar en las colecciones del Chess Base Magazine del 1 al 139, así como en la Mega Database 2010. El pagar el nuevo material al costo comercial parece en ocasiones abusivo, aunque si uno toma la cantidad de horas de trabajo que supone crear la nueva Mega Data Base y prorratea el costo de la labor entre lo que ingresará a través de los esperados compradores, tendrá que reconocer que no es un gran negocio. Pero si uno tiene que decidir en que material de estudio invertir y analizar la relación costo beneficio, llegará a la conclusión que la compañía Chess Base no ofrece las mejores opciones.
Desde el punto de vista del entrenador, me parece fundamental recomendar a todo joven de habla castellana que aspire a alcanzar las mas altas metas en ajedrez el que estudien básicamente dos idiomas, el inglés y el ruso; que resultan imprescindibles para el “webquest” de la temática ajedrecística. El no contar con el conocimiento de estos idiomas encarecerà enormente el costo de su preparación ajedrecística, Un jugador que no pueda estudiar material escrito en esos dos idiomas necesitará gastar entre 2000 y 3000 dólares en un período de tres años para tener el material necesario y los programas de software necesarios para su práctica deliberada en ajedrez, mientras que uno que pueda estiudiar material en esos idiomas, gastará cuando mucho unos 300 dólares, en el mismo período, lo que significa un ahorro de más de 800 dólares anuales. Y cada año que pase el ahorro aumentara. Si tomamos en cuenta los diversos beneficios colaterales aparte del ajedrez que obtendrá por poder entender textos en esos dos idiomas, resulta evidente que es muy importante estudiar idiomas.
Otro factor fundamental para un ajedrecista es su preparación psicológica, por lo que en su cuirrícula de estiudios debe contemplar este aspecto. Si hubiera que hacer un diseño curricular de ajedrez para un joven jugador iberoamericano, del total de horas de estudio, un 20% debería dedicarse al estudio del inglés, otro 20% al estudio del ruso,, otro 20% a la preparación psicólogica y solo el 40% restante a aspectos directos del ajedrez, repartido quizás en 15% medio juego, 15% aperturas y 10% de técnica en finales. Conforme domine los idiomas, el tiempo “liberado” lo podría dedicar a las aperturas si ya compite en eventos magistraes, o dividirlo entre el estudio del medio juego y las apertuiras, si aun no esta compitiendo en torneos con maestros internacionales y grandes maestros.
El aprender Webquest, o sea el como investigar en internet, será cada día mas importante para los jugadores de máximo desempeño en ajedrez y para los entrenadores una materia obligada.