25 abr. 2014

¿Mejor las revistas de ajedrez que los libros?



Los artículos de revistas de ajedrez a menudo dan mejores pautas para guiar el camino a la superación en ajedrez que muchos libros. A menudo los mejores comentaristas no hallan caminos para publicar sus experiencias y las plasman en artículos que son de gran valor, aunque no siempre de fácil accesibilidad.
Cuando uno tiene que seleccionar material para exponer un tema a los alumnos el rastreo dentro de los textos habituales no dan tan buenos frutos que cuando uno escudriña los libros.
En un comentario sobre libros publicados el gran maestro Sadler en la revista New in Chess ha logrado resaltar la esencia de importantes publicaciones que a veces no son comprendidas por los lectores. En particular me llamó la atención la reseña que hizo del excelente libro del Maestro Internacional Alexander Shashin, que aunque causó grandes expectativas a los que esperaban su publicación en inglés, luego pareció decepcionar a muchos de los lectores como un libro difícil de leer.
Muchas veces he expresado que las limitaciones de espacio que fijan las editoriales y que obligan a ciertos recortes en los textos creados por el autor terminan por dañar seriamente la concepción total de la obra. Pero con reseñas como la de Sadler, se pueden rescatar muchos aspectos que a veces escapan de la comprensión del lector general de libros, digamos difíciles, para los legos.
Para cada comentarista es un problema encontrar la manera de hacer llegar los mensajes. Muchos lectores a veces me preguntan cosas que ya han sido explicados en algunos artículos, y cuando los remito a los artículos, me contestan que a menudo les parecen demasiado grandes para leerlos completos y que debiera hacerlos más cortos. Otros por el contrario comentan que algunas cosas quedaron demasiado brevemente explicadas.
Los manuales de escritores para redes sociales recomiendan hacer textos cortos y presentarlos así, pero para no quedar para algunos como demasiado superficiales recurrir a colocar en algún lado el texto completo y así el que quiera más se remita a la fuente y el que no quiera más con el  texto corto se pueda conformar.
Entonces pienso seguir, como experimento esa estrategia. Publicar extractos en el facebook y en el blog el artículo completo y además ponerlo por partes.
Entonces lo que debiera ser un solo artículo queda en fracciones y más accesible.
En un tiempo pensé publicar en el blog solo resúmenes y en Bucanero de Ajedrez los artículos completos, pero al retrasar los bucaneros se me han quedado decenas de páginas que ya francamente se me hace difícil ponerlos en Bucaneros que tendrían 200 páginas y decenas de partidas sin comentarios. Así que probaré la estrategia.
Me preocupa que luego queden trabajos, como el del GM Carlos Torre Repetto que abarcaba 120 partidas en su versión original del Desarrollo de la Habilidad y que solo terminaron publicadas una décima parte y las otras 110 quedaron en notas que ahora, casi 90 años después de escritas, es muy difícil publicar. Hay varios libros que quedaron así y que una buena parte de sus textos completos se perdieron en la noche de los tiempos.