21 ene. 2018

COMO PROGRESAN LOS GRANDES MAESTROS DE AJEDREZ NIÑOS DE LA INDIA




En una entrevista de la revista Spiegel al investigador de la manera en que razonan y juegan los grandes maestros del ajedrez, Adrian De Groot, se pudo leer:
"SPIEGEL: ¿Son los campeones mundiales y los otros grandes jugadores de ajedrez tan superior a los otros jugadores debido a que pueden calcular significativamente mejor y más lejos, cinco o seis, a veces diez o doce jugadas adelante?
DE GROOT: Indudablemente serio todo más fácil para ellos si fuese por eso. Pero su éxito está mucho más basado en el hecho de que son más perspicaces y a saber qué debe ser calculado en una posición específica y qué no necesita serlo. O para ponerlo en términos más generales: valoran el "Problema en la posición" mucho más rápidamente y eficientemente.
Un gran jugador sabe inmediatamente qué es lo importante y en qué se debe pensar. (Darse Cuenta, Nota ROV), No calcula más cantidad que otro jugador, sino que ve más y ve mejor que otro lo que es esencial.
Tal conocimiento instintivo no es únicamente el resultado de un don especial, sino viene como consecuencia del estudio intensivo.
Esto comienza en el principiante con las lecciones iniciales y conoce los motivos tácticos elementales como, por ejemplo, el doble ataque o el ataque a la descubierta, pero luego conforme su desarrollo avanza, con la estrategia y las técnicas de los finales y por supuesto con la experiencia práctica adquirida en las partidas de torneo.
A partir de cierto punto esto resultará en tal pericia. Esto sucede no solamente en el ajedrez sino en numerosas profesiones numerosas tanto de las áreas del conocimiento como las del arte. De cómo la pericia de un gran maestro de ajedrez puede ser adquirida y qué esfuerzo es requerido ha sido muy debatido en la ciencia”
(Werner Harenberg, Schachweltmeister, SPIEGEL – Buch, Hamburgo 1981, p.99ff=
El cómo fue ya señalado por los autores de la escuela soviética de ajedrez en que apuntaban que la condición fundamental para elevar la capacidad de un ajedrecista es combinar la teoría con la práctica.
El estudio por el método problémico, con el continuo resolver situaciones, para luego ya en las competencias prácticas tener ya arraigados hábitos de razonamiento ordenado, guiado por algoritmos, como base orientadora de acción. Estudio activo y luego práctica en torneos.
El juego práctico por si solo, sin entrenamiento deliberado, sin el estudio de la teoría no da resultados satisfactorios.
Incluso el apasionamiento que se observa algunas veces en la práctica constante de partidas rápidas puede causar daño irreversible cuando se juega sin la necesaria atención, sin el razonamiento organizado, y sobre todo sin habituarse al esfuerzo y con cierta irresponsabilidad.
En el otro lado de la moneda, profundos estudios de la teoría en que los conocimientos no encuentran aplicación en la práctica, desmotivarán a la larga y no construirán los hábitos requeridos, y se alejan de lo que se entiende por un un entrenamiento sistemático.
El balance entre entrenamientos con estudio activo y la práctica en torneos bien dosificada y organizados con la intención de que los competidores puedan elevar su calidad, son la clave del éxito del ajedrez en la India en el desarrollo de sus jóvenes promesas.
En la escuela India, se aplican diversos métodos de actividad para mantener y estimular un verdadero interés por las distintas facetas de la cultura ajedrecística.
Los jugadores jóvenes indios participan continuamente en  competencias serias (torneos, matches, partidas en consulta), anotando siempre las partidas y posteriormente las analizan, ya sea solos, con sus contendientes o con sus compañeros de estudios y sus entrenadores.
Cuando esto se combina con los entrenamientos deliberados, en donde se hace un análisis exhaustivo de las más diversas posiciones, pero seleccionadas cuidadosamente por los entrenadores para que el estudio tenga efectos remediales sobre deficiencias específicas de los jugadores identificados en los monitoreos y el análisis de sus propias partidas.
La política cuidadosa del tipo de bibliografía proporcionada para sus entrenamientos también ha jugado un papel fundamental.
Es un modelo exitoso, pero fácil de seguir, siempre que no se haya descuidado la formación de cuadros de entrenadores y el sistema de enseñanza no esté dirigido por vendedores de falacias que tienen como objetivo prioritario la mercadotecnia del ajedrez.