9 jul. 2009

Ajedrez Visual.


Muchos libros se han producido para enseñar a jugar ajedrez para niños. Constantemente crece el reconocimiento de escuelas y padres de familia de la importancia que tiene que sus hijos participen de la práctica organizada del ajedrez y así la demanda por instructivos y manuales ha aumentado.
También surgen iniciativas de muy diverso valor para que el ajedrez sea introducido en escuelas y liceos, por lo que al revisar en Internet se encuentra con muchas proposiciones e ideas, unas, muy pocas, novedosas y las más queriendo recorrer veredas ya muy transitadas y que no se encuentran entre los modelos exitosos.
Todos andamos experimentando nuestros propios caminos. Tras de que llegué a la conclusión que la enseñanza del ajedrez para los niños pequeños, entre 5 y 9 años, debe sustentarse principalmente en la imagen y el juego continuo, en aprendizaje visual y dibujando, jugando con versiones “pre-ajedrez”, desde la primera lección; diseñe y elaboré series de videos. De 2006 para acá he realizado 8 versiones de los videos, al grado que en tres años he elaborado más de 172 videos alrededor de 12 guiones, que también se han visto modificados. Estoy como los de la compañía Coca Cola, que dependiendo si en un lugar toman la Coca con hielo o no, modifican en cada población la cantidad de azúcar que le ponen a la versión local de la Coca Cola. Uno prueba una en Venezuela y sabe un poco diferente a la que se toma en el sur de México, o incluso en un mismo país puede variar mucho. Lo mismo he hecho versiones para niños de 5 años, para 6, para 7, y si estos son niños yucatecos, o son niños de Sonora. El lenguaje cambia mucho, por los modismos locales, lo mismo que los fondos musicales. También hice versiones sin sonidos, con muchos letreros, con pocos, con cierta duración, con ejercicios en video, sin ejercicios. He coleccionado videos que se usan para dar clases a niños en Moldavia, en Ucrania, en Rusia y por supuesto en los Estados Unidos. En conclusión, todos estamos experimentando en videos, pero no en los contenidos, que muestran poca variedad desde los libros de “Escuela de Ajedrez” de Vasily Panov en los años 40s del siglo XX. Tal vez los contenidos con más cambios son los realizados por Suhin y Podgayets a principios del siglo XXI.
Lo que queda claro es que para los niños entre 5 y 9 años, los videos son fundamentales para lograr un aprendizaje sólido y dinámico a la vez. Aunque no bastan. A veces me parecen ingenuas ciertas propuestas para capacitar monitores de ajedrez para escolares sin tomar en cuenta eso. Quieren seguir enseñando ajedrez como hace 70 años, negando décadas de avance pedagógico. Pero como un lector me hizo notar: “Son los mismos que enseñan matemáticas, historia, geografía, biología como hace décadas; es normal que el ajedrez lo quieran enseñar igual, con pizarrón y gis, con tableros murales, sin Televisiones y sin computadoras. Son los mismos que aniquilan la enseñanza en México y nos han dejado tan abajo. Los burócratas de la enseñanza, que se graduaron hace treinta años de escuelas atrasadas y se niegan a actualizarse, y como no saben jugar ajedrez, se vuelven directivos y aspiran a que nadie aprenda tampoco”.