8 ene. 2017

Para entrenar ajedrez, el GM Razuvev es un referente mundial.





Decía Schiller que las grandes almas sufren silenciosas y esa frase la repetía el GM Razuvaev cuando le pregunté por la salud del GM Mikhail Tal, sobre cómo se sentía el maestro.
Curiosamente así inició un obituario sobre la muerte del insigne entrenador Yuri Sergeyevich Razuvayev que cumplirá pronto cinco años de muerto. Un lector ruso a quien le envié el Bucanero de Ajedrez Selección 1 de 2017, me comentaba que estaban preparando un seminario en homenaje del GM Razuvaev, y deseaba algunos apuntes míos, sabiendo que habíamos hecho buena amistad desde que compartimos hospedaje en Cuba, en tránsito tras un Capablanca, allá por 1980. Como jugador Razuvaev participó en varios torneos Capablanca, y cuando iba yo a jugar en un Torneo en Palma Soriano, al entonces comisionado le pareció adecuado que como era de los pocos que hablaban ruso entre los jugadores extranjeros visitantes, viajásemos juntos. En ese viaje traté también mucho al MI Igor Ivanov. Ambos eran de edades similares, unos siete años mayores que yo, y realmente aprendí mucho de sus experiencias.

Me preguntaba el entrenador que me escribió, porque yo no había escrito sobre los métodos de Razuvaev y además me envío un libro (en Dejavu, por email) que se publicó recientemente en Rusia, “Ajedrez Académico” escrito con base a archivos de Razuvaev, una edición postmortem, similar a la del libro de “Los Grandes Maestros del Tablero” de Reti, que se completó de un proyecto no terminado, con ayuda de los amigos de Reti que querían apoyar a la viuda, y así el libro más famoso de Reti se creó.
Razuvaev en vida publicó excelentes trabajos, entre los más notables es el que escribió sobre Rubinstein. Gelfand fue muy influido por ese libro y luego ha expresado ser un devoto de las enseñanzas de Rubinstein. El GM Razuvaev una vez me comentó que el GM de Bélgica, Alberik O´Kelly, también muy frecuente competidor en los torneos Capablanca en Cuba, había tenido la fortuna de tratar a Rubinstein en sus últimos años, cuando era una especie de huésped hospitalario y que sobrevivió al Holocausto por que los alemanes lo consideraban desquiiciado y un siquiatra nazi admirador lo puso en la lista de “no aptos para campos de trabajo”, o sea campos de concentración. El caso es que el GM O´Kelly en unas cuantas sesiones con Rubinstein aprendió tanto, que durante muchos años fue el mejor jugador de su país y su único gran maestro.
Razuvaev como entrenador, era de la onda de Rubinstein, sumamente metódico y apoyo en su ascenso a la cumbre a muchos grandes maestros. Entre los jugadores que apoyo se cuentan Kasparov, Karpov, Kramnik, Tomashevsky, Alexandra Kosteniuk y muchos otros, ya que era uno de los entrenadores protagónicos de la Escuela que dirigía el gran Botvinnik. Su libro sobre Rubinstein, publicado en 1980, y sobre “Entrar al Final” publicado en 1981, fueron el inicio de muchos trabajos que, en su mayoría, circularon en formas de cuadernos de entrenamiento que, me parece, ahora se plasmaron en “Ajedrez Académico”.  Por supuesto que dio muchas conferencias en seminarios de los que hay memorias y material publicado. Todos los entrenadores que lo conocimos tenemos nuestra propia recolección de ellos. A mi me parece que un trabajo que hizo Postokovsky para un homenaje al maestro y una entrevista publicada un año antes de su muerte son los mejores resúmenes de los métodos de Razuvaev y me he hecho el compromiso de volverlos a estudiar. Así que a este artículo espero, si hay tiempo, darle seguimiento en varias partes, como en las series que hoy difundí en Bucanero de Ajedrez, Selección 1 y que fui publicando en mi blog y en Facebook. Así pues: CONTINUARA,